El 32 Festival de la Guitarra de Córdoba contó con 28 conciertos; 18 cursos, y ocho actividades complementarias. Se presentaron discos y libros y la magnífica muestra de cordófonos de Luis Delgado. Las jornadas de estudio, dedicadas en esta ocasión al maestro Sabicas, contaron con más público que nunca.

 

Los más de 300 alumnos que en 2012 pasaron por el Palacio de Congresos han contado con genios de primera fila en muy distintas disciplinas. Han recibido clase de maestros flamencos como Manolo Sanlúcar, José Antonio Rodríguez o Miguel Ángel Cortes o de expertos de la guitarra clásica como Ricardo Gallén, Sergio y Odair Assad o el maestro Barrueco. Pero además, han tenido a profesores de eléctrica como Ariel Roty han recibido magistrales de estrellas como Robben Ford, Jimmy Haslip o Charlie Hunter. Y no solo de guitarra vive el Festival, pues, al igual que en pasadas ediciones, el baile y el cante flamenco estuvieron muy bien representados por profesores como Javier Latorre o Rafaela Carrasco.

 

Y después de todo esto, están los conciertos. El dulce que atrae a miles de espectadores cada año. En esta ocasión, casi 22.000 personas pasaron por los diferentes escenarios del festival para admirar a genios como Egberto Gismonti, John Scofield, Michael Landau, Niño de Pura o Charlie Hunter. Porque todo cabe en este certamen. Conciertos multitudinarios como el de Serrat y Sabina, Amaral, Jethro Tull o Miguel Poveda y audiciones en pequeños recintos como las que ofrecieron músicos tan sublimes comoEliot Fisk, Pedro Izquierdo o Ariel Abramovich, por poner varios ejemplos.